Antes involucrado en escándalo de Deer Park, ahora Esquer asegura pluri en el Senado

Alejandro Esquer, secretario particular del presidente Andrés Manuel López Obrador, ha asegurado su lugar como senador plurinominal para el próximo sexenio, otorgándose así el ansiado fuero parlamentario.

A lo largo del actual sexenio, Esquer ha sido objeto de numerosas críticas y señalamientos por su presunta participación en diversos manejos irregulares. Organizaciones como Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad lo han denunciado por su supuesto papel como recaudador electoral del presidente, así como por su presunta participación en asignaciones irregulares de contratos públicos.

Entre las acusaciones más graves que pesan sobre Esquer se encuentra su presunta implicación en el negocio entre Pemex y Shell para la adquisición de la refinería Deer Park en Texas, en el que se sospecha que la familia de Esquer pudo haber recibido una gran comisión.

La inclusión de Esquer en la lista de plurinominales del Senado ha levantado suspicacias, especialmente debido a las supuestas prácticas poco transparentes que lo han caracterizado a lo largo de su carrera política.

Además, la jugada de Esquer ha dejado fuera de todo a importantes figuras dentro de la política nacional. César Yáñez, quien había estado cercano al presidente y se había sumado a la campaña de Claudia Sheinbaum, fue uno de los excluidos.

Otro nombre relevante que quedó fuera de la lista de plurinominales es el de Lázaro Cárdenas Batel, excoordinador de asesores del presidente, quien a pesar de su cercanía al círculo presidencial no logró asegurar un lugar en el Senado.

Por último, Carlos Torres, jefe de los superdelegados encargados de la distribución de programas sociales, también se encuentra entre los excluidos, evidenciando así las tensiones internas dentro de Morena y el gobierno.

Botón volver arriba