Desaparecer la mañanera presidencial / En opinión de Eduardo Ibarra Aguirre

Redacción MXPolítico.-  La exigencia de la semana y muy probablemente de las siguientes, es la desaparición del principal instrumento de comunicación con el que cuenta el gobierno de la Cuarta Transformación, la muy escuchada y vista mañanera.

No se andan por las ramas las oposiciones mediáticas, empresariales y partidistas, travestidas en bots para que más de mil ediciones después desaparezca el principal medio de vinculación entre el presidente Andrés Manuel y su amplísima base social (71% de apoyo ciudadano hasta el jueves de la semana pasada, según encuestadora estadunidense), además de extraordinario espacio para que las denuncias ciudadanas se conozcan y atiendan por los tres niveles de gobierno y los tres poderes de la Unión, e incluso para que López Obrador gire instrucciones a su gabinete y colaboradores. Espacio “para el diálogo circular” con los representes de los medios, al decir de AMLO.

El argumento y el pretexto es el criminal atentado que sufrió Ciro Gómez Leyva y del que afortunadamente salió ileso, pues según ellos obedece al clima de polarización que genera López Obrador, lo cual es falso porque las oposiciones representan a una minoría que ronda en el 27% que está en contra del gobierno de la 4T, 71% que lo apoya y 3% que respaldada algunas políticas gubernamentales y otras no.

En todo caso la presunta polarización tendría un “polote” y un “polito”, como sostenía Ricardo Raphael hasta antes de que en mala hora saliera de la Octava radio y televisión, y se metamorfoseara en opositor (casi) militante.

El ilustre salinista –por Carlos, el Homúnculo Criminoide, no por Ricardo Benjamín, de Tv Azteca–, Raymundo Riva Palacio, el profesional de “las voladas” (Fake news), lo plantea con todas sus letras en El Financiero (20-XII): “El Presidente arrancó esta semana muy enojado con los medios. No es de extrañarse, pues la mayor parte de las columnas políticas de este lunes se refirieron al atentado contra el periodista Ciro Gómez Leyva en el contexto del discurso incendiario, descalificador y difamatorio que Andrés Manuel López Obrador utiliza frecuentemente en las mañaneras. El Presidente no decepcionó. Nuevamente sacó su lengua cuerno de chivo para elevar su apuesta y responder a todos quienes le pidieron moderar sus ataques y evitar más polarización, que están soñando si creen que eso va a suceder”.

Jorge Armando Rocha lo interpreta claramente sin conocer el texto de Raymundo, al afirmar que “Unos piden no más mañaneras para silenciar a AMLO y avanzar en una agenda mediática para arrinconarlo y manejarlo a su antojo. Con las mañaneras, los medios convencionales perdieron su margen de acción para imponer su agenda como caretas de grupos empresariales y políticos”.

Cierto, la apuesta de los propietarios que controlan y administran el oligopolio mediático mexicano es sumamente atinada desde la perspectiva de sus intereses plutocráticos que los hacen actuar y sentirse como los dueños de México. Saben muy bien que los principales noticiarios televisivos y radiofónicos juntos no alcanzan las muy robustas audiencias que tiene la mañanera, de 15 millones de ciudadanosal decir de Sabina Berman.

En tanto que de acuerdo con una reciente encuesta de Parametría, que dirige Francisco Abundis, solamente el 17% de las audiencias le creen a la televisión, 19% a la radio y 21% a los periódicos.

Por eso AMLO respondió que por supuesto que desaparecerá lo que él llama “diálogo circular” porque ya no se realizará de lunes a viernes sino de lunes a domingo. ¿Así o más claro?

Acuse de recibo

Las Islas Marías son centro cultural y turístico desde el pasado fin de semana que lo inauguró AMLO, quien como siempre recordó al periodista, escritor y ensayista José Revueltas que estuvo allí como prisionero político junto a Miguel Ángel Velasco, Juan de la Cabada, Evelio Vadillo y otros militantes y dirigentes del Partido Comunista Mexicano… Me contó mi padrino Miguel Ángel que cuando “Revueltitas” se quedaba dormido tras las duras faenas carcelarias, aprovechaban para hacerle bromas muy pesadas, como colocarle en las piernas una inofensiva víbora y lo despertaban a gritos anunciándole que tenía una de cascabel. Pero el adolescente José aguantaba sin protestar… Por cierto, Valentín Campa me lo presentó en 1971, en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM… Recomendaciones de Elba Pérez Villalba: “Libros de la autoría de Juan Alberto Cedillo: Eitingon, Las operaciones secretas de Stalin en México, editorial Debate, México, 2014; Los nazis en México, (edición corregida y aumentada), editorial Grijalbo, México, 2010… La doctora también informa que “Hace unos días falleció el periodista Julián Rodríguez Marín, egresado de la Universidad Estatal de Moscú M. V. Lomonosov, quien militó en la Unidad Izquierda-Comunista (UIC), trabajó en la Universidad Obrera de México y en la española Agencia EFE. QEPD”… El buen Julián fue colaborador asiduo y muy profesional de la revista impresa Forum que se publicó de 1991 a 2010.

http://www.forumenlinea.com/    forum@forumenlinea.com    Twitter@IbarraAguirreEd

__

Los comentarios emitidos en esta columna son responsabilidad de sus autores y no refleja la posición del medio.

Botón volver arriba